Relación entre el uso de internet para el entretenimiento y el aprendizaje escolar en estudiantes adolescentes del Ecuador


Relationship between the use of the internet for entertainment and the school learning
in adolescent students of Ecuador

Relação entre o uso da internet para entretenimento e aprendizagem escolar em alunos adolescentes do Equador

 


Eduardo Espín Álvarez1 & Irina Freire Muñoz2

1 Facultad de Ciencias Humanas, de la Educación y Desarrollo Social. Universidad Tecnológica Indoamérica. Quito-Ecuador. Correo: eduardoespin@uti.edu.ec

2 Facultad de Ciencias Humanas y de la Salud. Universidad Tecnológica Indoamérica. Quito- Ecuador Correo: irinafreire@uti.edu.ec

 

 

Fecha de recepción: 1 de agosto de 2018

Fecha de aceptación: 12 de marzo de 2019

 

 

RESUMEN

El presente estudio tiene como finalidad establecer la relación entre el uso de internet para el entretenimiento y el uso de internet para el aprendizaje escolar. Corresponde a una investigación cuantitativa no experimental, temporalidad transeccional y alcance descriptivo. Se utilizó como técnica la encuesta, aplicada a estudiantes de octavo año de Educación Básica General y estudiantes de segundo año de Bachillerato de 28 colegios de 25 cantones en 15 provincias del Ecuador, mediante la obtención de un índice. Los resultados demostraron que el índice de relación entre el uso de internet para el aprendizaje y uso de internet para entretenimiento es de 0,86; significa que los adolescentes tienen una marcada preferencia del uso de internet para el entretenimiento, mientras que para el aprendizaje usan el internet como un mecanismo tecnológico, más no como un medio de consulta y comunicación académica.

Palabras clave: internet, usos, entretenimiento, aprendizaje, tecnología, conocimiento, adolescentes.

 

 

 

ABSTRACT

The purpose of this study is to establish the relationship between the use of internet for entertainment and the use of internet for school education learning. It corresponds to a non-experimental quantitative research, transsectional temporality and descriptive scope. A survey was applied to eight grade students of General Basic Education and second year students of high school of 28 schools in 25 districts of 15 Ecuadorian provinces, to obtain a measurable index (ratio). The results showed that the index of relationship between the use of internet for learning and use of internet for entertainment is 0.86; means that adolescents have a marked preference for the use of the internet for entertainment. Meanwhile, as for the internet for learning purposes, they use it as a technological mechanism, but this does not imply research or academic communication.

Keywords: internet, use, entertainment, learning, technology, knowledge, teenagers.

 

RESUMO

Esta pesquisa tem a finalidade de estabelecer a relação entre a utilização da internet para entretenimento e a sua utilização para a aprendizagem escolar. Corresponde a uma pesquisa quantitativa não experimental, de temporalidade transsecional e alcance descritivo. Como técnica utiliza-se o questionário, aplicado à estudantes do oitavo ano da educação básica geral e à estudantes do segundo ano do segundo grau de 28 colégios de 25 municípios em 15 províncias do Ecuador, mediante a obtenção de um índice (quociente). Os resultados demonstraram que o índice de relação entre a utilização da internet para a aprendizagem e a utilização da internet para o entretinimento é de 0,86; significa que os adolescentes têm uma acentuada preferência da utilização da internet para o entretenimento, enquanto que para a aprendizagem a internet é utilizada como um mecanismo tecnológico, porém não como um meio de pesquisa e comunicação acadêmica.

 Palavras-chave: Internet, Internet, utilização, entretenimento, aprendizagem, tecnologia, conhecimento, adolescentes. 

 

INTRODUCCIÓN

La evolución de la sociedad guarda reciprocidad con el desarrollo de la comunicación e información en la cultura de la modernidad, y puede considerarse al avance tecnológico y productivo actual como la síntesis material histórica del conocimiento. Su dinámica recursiva ascendente responde a las exigencias del mundo global que pone en relieve la información-conocimiento como condición esencial de la eficiencia en todos los procesos de la humanidad [1].

Es así que, las tecnologías de la información y el uso de internet como prácticas cotidianas del mundo moderno, no sólo ha facilitado a los usuarios el acceso, utilización y agregación de capital cultural y simbólico, sino que la omnipresencia de la información intermediada por el internet invade la economía, la cultura, la educación, la política y toda la dinámica de la vida de las personas.

Según datos del estudio realizado por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) en el 2016 el 56% de los habitantes de América Latina usó el internet, lo que implica un aumento del 103% de hogares conectados en la región entre el año 2003 y 2016. En relación al uso de Internet según la edad, se observa que el grupo de 15 a 24 años es el que tiene el mayor número de usuarios tanto hombres como mujeres [2].

El internet constituye un medio importante en el proceso de socialización, con significativa incidencia en el comportamiento y la actitud de las personas, pero principalmente en adolescentes y jóvenes.  En efecto, el grupo más vulnerable para este consumo tecnológico son los adolescentes, quienes fascinados por las nuevas formas de comunicación han adoptado a estas tecnologías como medios cotidianos para relacionamiento, aprendizaje, satisfacción de la curiosidad, ocio y diversión, lo que conlleva a que las tecnologías de la información y comunicación, así como el internet, se conviertan en un componente imprescindible en sus vidas y desenvolvimientos [3].

El internet resulta ser un espacio importante donde el adolescente puede comunicarse exclusivamente con sus amigos y amigas a través del uso del Chat y Messenger, además esta comunicación implica jugar, bajar música y películas en el menor tiempo posible y por último, buscar información que utilizan con fines de aprendizaje [4] [5] [6].  Según datos del Instituto Ecuatoriano de Estadísticas y Censos, las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC´s),  para el año 2016, en  los hogares ecuatorianos, el 26,7% de hogares cuentan con computadora de escritorio, el 27,6% con computadora portátil, el 38,4% cuenta con teléfono fijo, el 90,1% con teléfono celular; el 44,6% de hogares urbanos accede a internet, mientras que en el sector rural accede el 16,0% de hogares [7].

Respecto al uso de internet y su frecuencia de uso, varios estudios regionales exponen que en Ecuador existe una variable interesante de explorar, como lo es el entretenimiento, así 6 de cada 10 usuarios que accede a internet todos los días lo hace para descargar juegos, música, videos, imágenes, redes sociales y otros. De estos, 7 de cada 10 usuarios tienen entre 10 y 18 años [2]. Sin embargo, solamente un 31% de los menores declara visitar ha­bitualmente recursos educativos o culturales [8].

En relación a las dificultades de aprendizaje se manifiestan problemas de dispersión en los estudiantes y dificultad para concentrarse, ya que el adolescente está acostumbrado al uso de internet como práctica de consumo cultural: entretenimiento y ocio, desconociendo el potencial que tiene para los procesos de aprendizaje formal o escolar [5].

Lo expuesto plantea la necesidad de conocer los usos de internet en la población estudiantil del Ecuador y para ello es preciso responder ¿cuál es la relación entre uso de internet para el entretenimiento y uso de internet para el aprendizaje escolar?, para lo cual se definen como objetivos  a) determinar la intensidad y diversidad de uso de internet que el estudiante efectúa para su entretenimiento, b) determinar la intensidad y diversidad de consulta por internet que el estudiante utiliza para su aprendizaje escolar y c) establecer el índice (cociente) de relación entre el uso de internet para el entretenimiento y el uso de internet para el aprendizaje escolar.

 

La sociedad informacional: de la economía a la diversidad

Ya desde los años 1970, Leontiev planteaba en su teoría de la actividad que el desarrollo biológico del ser humano transcurría bajo la influencia del desarrollo de la producción como parte de la dinámica social – histórica. Cada nuevo paso en la perfección de los bienes e instrumentos de trabajo sucede la encarnación de un nuevo escalón en el desarrollo histórico de las aptitudes motrices e intelectuales de las personas. Esta asimilación consiste en que los instrumentos exigen y crean nuevas capacidades y funciones intelectuales [9].

En la perspectiva histórica, las tecnologías de la información se han desarrollado y expandido tanto a la lógica de desarrollo de las funciones humanas, como a la lógica del mercado, sin que necesariamente sean las necesidades de los usuarios las que marquen la oferta de los instrumentos tecnológicos de la información y comunicación. Políticamente se entiende que la sociedad de la información es una construcción ideológica que va de la mano de la globalización neoliberal, cuya meta es la instauración de un mercado mundial abierto y auto regulado [1].  

Ante este contexto, Castells en el 2002 exhortó dos teorías, la primera que la tecnología de la información es el conjunto convergente de tecnologías (máquinas y software), cuyo carácter central no es el conocimiento sino su generación a través de dispositivos de comunicación, innovación y sus usos. La segunda, que la tecnología como instrumento de la ciencia que genera conocimiento, se ha desarrollado en relación directa con las relaciones sociales, económicas e institucionales. Para este autor el término correcto sería “sociedad informacional”, cuyo desarrollo basado en la tecnología se enmarca dentro de la misma dialéctica de la evolución de la productividad, similar a lo que sucedió con el paso a la preeminencia de la mano de obra en la manufactura y de la máquina en la industria. Hoy esa preeminencia son las tecnologías de la información y la comunicación en la sociedad del conocimiento [10].

Finalmente, se destaca que existen dos fenómenos a explorar, una es el hecho de que el conocimiento está relacionado con la acción humana y la segunda es el hecho de que la generación de conocimiento es dinámica, ya que se crea en interacciones entre individuos, grupos, organizaciones y sociedades.

Bajo este enfoque,  Castells también afirma que:

Lo que caracteriza a la revolución tecnológica actual no es el carácter central del conocimiento y la información, sino la aplicación de ese conocimiento e información a aparatos de generación de conocimiento y procesamiento de la información/comunicación, en un círculo de retroalimentación acumulativo entre la innovación y sus usos [11].

Significa que las tecnologías de la información y comuniación son incorporadas desde la lógica del mercado (innovación y promoción) [12], y son adquiridas por los adolescentes desde la cultura que gira en torno a esta lógica. En este sentido, la construcción de relaciones e interacciones sociales en los adolescentes está mediatizada por el internet no solo como tecnología, sino como espacio de recreación, ocio, entretenimiento que les permite la libertad de elegir, propio de la cultura de la modernidad. 

La UNESCO, desde el  2005, interviene en este debate sobre el contenido de la sociedad informacional y su relación con la actividad económica y acota que es preciso deslegitimar la hegemonía del modelo técnico y científico en la definición del conocimiento productivo, para lo cual es necesario destruir los desequilibrios existentes en cuanto al acceso y uso de la información hacia un tejido de conocimientos pluralistas y diversos que implique la utilización de los medios para el aprendizaje [13]. Esto significa una construcción de sociedades del conocimiento que comprenda dimensiones sociales, políticas y éticas que tengan en cuenta la diversidad cultural y lingüística y que rechacen el determinismo tecnológico que imponga una única forma de sociedad posible.

Para lograrlo, la UNESCO le apuesta a la educación y al espíritu crítico de las nuevas generaciones, capaces de construir  otras posibilidades de accesos y usos de las llamadas nuevas tecnologías de la información y la comunicación. Entre ellas el internet, los instrumentos multimedia, la telefonía móvil, entre otras [13].

Los adolescentes y su derecho al entretenimiento y al ocio ¿y el aprendizaje?

Las generaciones del cambio de milenio son nativas en una sociedad considerada multi pantallas o multi plataformas, con acceso ilimitado a una extendida red socio - virtual. Sus relaciones interpersonales, al contrario de las generaciones anteriores, llegan a ser cortas y efímeras, pues buscan que las actividades que implica recopilación y procesamiento de información sean rápidas y divertidas, que la información puedan recibirla cuando la quieren y cuando la necesitan, fuera de tiempos y espacios establecidos, buscan unir más el trabajo con el placer o entretenimiento [14].

Además, parecen haber integrado perfectamente a sus vidas todos los instrumentos tecnológicos de información y comunicación que les permiten el acceso al ocio, la comunicación, la información y el conocimiento. Esto hace que los adolescentes, principalmente, constituyan un grupo de edad de mucho interés para los productores de contenidos y servicios multimedia, en sí, son un mercado cautivo de los agregados a las tecnologías de la información y comunicación [15].

Según el enfoque de  Igarza (2009), las nuevas generaciones están sometidas a una sociedad de “ocio intersticial”, en la cual ha desaparecido la rigidez en las prácticas de consumos de las plataformas de comunicación [16], permitiendo una gran multiplicidad de opciones simultáneas de interacción como: actualizar perfiles de facebook y otras redes sociales, subir o bajar fotografías e imágenes, escuchar y descargar  música y videos de youtube,  mantener conversaciones abiertas o cerradas por mensajería instantánea, estar enganchado a un videojuego, entre otras, todo ello en cualquier lugar, al mismo tiempo y con diferentes personas.

En tal sentido, Igarza sostiene que el ocio se manifiesta como un derecho más a la satisfacción, a la sociabilidad y a la adquisición de un capital cultural significativo, en el cual el intercambio simbólico de  contenidos se realiza en gran medida mediante el consumo y participación en las diferentes tecnologías de información y comunicación [16].

Finalmente, la nueva generación de adolescentes, nacida y desarrollada en un entorno mediatizado por la tecnología como parte de la cotidianidad, no solamente se siente muy cómoda en espacios y actividades virtuales, manejándolos con naturalidad y sin haber recibido necesariamente instrucción formal alguna, sino que además es una generación que utiliza las nuevas tecnologías disponibles como parte de sus procesos de sociabilización, entretenimiento y ocio, prácticas que las generaciones pasadas no desarrollaron.

MÉTODO

Corresponde a una investigación cuantitativa, no experimental, temporalidad transeccional y alcance descriptivo [17].

Participantes

Mediante un muestreo no probabilístico, a juicio y conveniencia del investigador [18], el grupo de estudio escogido lo constituyen la totalidad de estudiantes de octavo año de Educación Básica General y la totalidad de estudiantes de segundo año de Bachillerato de 28 colegios de 25 cantones en 15 provincias del Ecuador. Esto constituye 2349 estudiantes encuestados como unidades de información no comparables.

Normas éticas de investigación

            La aplicación del instrumento se realizó previa autorización de las autoridades de cada colegio y bajo consentimiento informado por parte de cada estudiante.

Instrumentos

Se utiliza el instrumento encuesta con un cuestionario de preguntas cerradas, diseñado a partir de la derivación de indicadores desde el alcance de las variables: uso del internet para el entretenimiento y uso del internet para el aprendizaje académico. En la elaboración del instrumento se procedió: a) derivación y consolidación de indicadores que permitieron la construcción de los ítems, b) revisión, valoración y validación del instrumento mediante juicio de expertos, c) diseño final del instrumento.

Las preguntas fueron diseñadas a partir de los indicadores de las dos variables en estudio. En la Tabla 1 se puede observar los indicadores en referencia a cada variable.

 

 

 

 

 

Tabla 1. Indicadores en referencia a las variables de estudio

USO DEL INTERNET PARA EL APRENDIZAJE

USO DEL INTERNET PARA EL ENTRETENIMIENTO

Buscadores webs más utilizados

Buscadores webs más utilizados

Acceso /extracción de información

Dominio en acceso a la información

Temáticas consultadas

Tipo de entretenimiento

Frecuencia de acceso a consulta

Frecuencia de acceso al entretenimiento

Aplicación de técnicas de ubicación de consulta

Tiempo de consumo por vez

Lectura y selección de información pertinente

Momento de entretenimiento por internet

Organización y estructuración de información consultada

Orientación sobre el entretenimiento

Generación de espectativas de información consultada

Condicionamiento para el entretenimiento

Grado de asimilación de la información consultada

Socialización de resultados del entretenimiento

Origen del ejercicio de consulta

Origen de la práctica de entretenimiento

 

Técnicas de análisis de datos

Los cuestionarios con la información fueron depurados en sus inconsistencias de aplicación del instructivo y codificados en una secuencia numérica continua que asegure la integración de grupos por localidad. Luego se procedió al vaciado de la información a la base de datos para procesarlos a totales y porcentajes que aseguren la descripción de los indicadores y cálculo del índice o cociente.  La fórmula aplicada se configuró como notación matemática de la relación entre las dos variables.  

C=/ 

Dónde:

X= indicadores de la variable uso de internet para aprendizaje

Y= indicadores de la variable uso de internet para entretenimiento

C= cociente.

Cada una de las variables es valorada sobre 100 puntos (Ver Tabla 1), cuya sumatoria es dada por los valores de los indicadores ponderados según el grado de contribución a la eficacia del indicador respecto a la variable.

El índice (I) o cociente es un resultado compuesto que muestra el carácter del uso de internet y es producto de dividir la sumatoria de valores ponderados de los indicadores de la variable uso de internet para aprendizaje, para la sumatoria de valores ponderados de los indicadores de la variable uso de internet para entretenimiento.

El índice es un valor menor, igual o mayor que 1; menor que 1 equivale a uso de internet con prevalencia al entretenimiento; mayor que 1 equivale a uso de internet con prevalencia al aprendizaje.

Procedimiento

 El instrumento se aplicó en el año lectivo 2016 - 2017 con la colaboración, en trabajo de campo, de los estudiantes de octavo semestre de la carrera de Ciencias de la Educación, modalidad distancia de la Universidad Tecnológica Indoamérica. Para el registro de información se diseñó un instructivo sobre el procedimiento de aplicación, depuración y codificación del cuestionario.  Se consideró aplicar el instrumento en cada colegio y aula respectiva, en horas de clase, en condiciones habituales con presencia y respaldo del respectivo docente.

Los indicadores se definieron bajo el criterio de condiciones de realización y contribución a la satisfacción de cada una de las variables, atendiendo a la equivalencia y correspondencia aproximada entre indicadores. Estos fueron ponderados en una escala de 1 a 5, de menor a mayor en función de la incidencia en la satisfacción de la variable.

 

RESULTADOS

El índice de la relación entre el uso de internet para el entretenimiento y el uso del internet para el aprendizaje escolar, es menor a 1, lo que significa que los estudiantes de octavo año de educación básica y los estudiantes de segundo año de bachillerato utilizan el internet básicamente para entretenimiento.

/ = 0,86

A continuación, se detallan los resultados más relevantes de cada variable.

Descripción de los resultados de los indicadores de la variable: uso de internet para entretenimiento.

En la Tabla 2 se observa las páginas web preferidas por los estudiantes encuestados para su entretenimiento, Facebook es utilizado por el 67,48%; seguido por YouTube el 32,52%. Significa que el entretenimiento de los estudiantes se centra en la interacción en redes sociales a través de textos, imágenes y videos.

Tabla 2. Total de webs consultadas a los participantes

Web

Frecuencia

Porcentaje de 2349

Facebook

1585

67,48

Taringa

431

18,35

YouTube

928

39,51

Mini juegos

246

10,47

Twitter

186

7,92

Minbuzz

12

0,51

Cronopistes

12

0,51

Música

175

7,45

Line

29

1,23

Skype

51

2,17

Friv

111

4,73

Juegos

170

7,24

Varios

117

4,98

                           

En la Tabla 3 se aprecia el acceso al entretenimiento por internet, el 69,56% lo hace de manera muy fácil y el 30,44% tiene alguna dificultad. De manera general, en el entretenimiento por internet, los estudiantes tienen dominio en el acceso a cualquiera de las páginas sugeridas, principalmente las web más utilizadas.

Tabla 3. Acceso al entretenimiento por internet

Tipo de dominio

Frecuencia

Porcentaje

Muy fácil

1634

69,56

Con alguna dificultad

644

27,42

Con mucha dificultad

71

3,02

TOTAL

2349

100

 

En la Tabla 4 se puede observar las preferencias del entretenimiento por internet. La música, con el 69,9% de preferencia es el tipo de entretenimiento más buscado por estudiantes. Le siguen los videos con 54,79%, redes sociales y chat con 52,92%.

 

 

 

 

 

Tabla 4. Preferencias de entretenimiento por internet

Entretenimiento

Frecuencia

Porcentaje de 2349

Juego interactivo

935

39,8

Videos

1287

54,79

Fotografía

679

28,91

Música

1642

69,9

Redes y chat

1243

52,92

Películas

939

39,97

Deportes

522

22,22

Curiosidades

573

24,39

Otros

168

7,15

                      

Sobre la frecuencia con la cual los estudiantes acceden al entretenimiento en internet se observa en la Tabla 6 que el 64,71% lo hace todos los días de la semana con un acceso de 2 veces por día.

Tabla 5. Frecuencia de acceso a entretenimiento por internet

Momento

Frecuencia

Porcentaje

Todos los días

1520

64,71

Fines de semana

459

19,54

Ocasionalmente

370

15,75

TOTAL

2349

100

 

Respecto al acompañamiento que los estudiantes tienen para el entretenimiento, se observa en la Tabla 6 que el 44.74% lo recibe de los amigos y el 34,27 % no cuenta con ningún acompañamiento.

Tabla 6. Acompañamiento en el entretenimiento por internet

Acompañantes

Frecuencia

Porcentaje

Padres

197

8,39

Amigos

1051

44,74

Parientes

296

12,6

Ninguno

805

34,27

TOTAL

2349

100

                      

En el caso de orientación sobre el entretenimiento, se muestra en la Tabla 7 que el 20,05% de estudiantes no tiene ningún control sobre los contenidos, el 60,45% tiene un control ocasional y el 19,5% tiene un control permanente. Es importante recalcar que al ser ocasional el tipo de control con más porcentaje, no existe mayores condicionamientos para que los estudiantes accedan al internet.

 

Tabla 7: Orientación en el entretenimiento por internet

Momento

Frecuencia

Porcentaje

Siempre

458

19,5

Ocasional

1420

60,45

Nunca

471

20,05

TOTAL

2349

100

 

Sobre lo que significa el entretenimiento por internet, la Tabla 8 indica que para el 50,28% de estudiantes la distracción de las actividades cotidianas es la principal razón para el uso de internet.  El 38,57% significa relacionamiento con otras personas y un 16,6% significa estatus. Esta tendencia denota que los jóvenes adolescentes buscan esencialmente distraerse sin necesidad de reflexionar sobre los contenidos que están observando y escuchando.

Tabla 8: Significación del entretenimiento por internet

Significación

Frecuencia

Porcentaje de 2349

Estatus

390

16,6

Identidad

187

7,96

Disipación

189

8,05

Aprovechamiento del tiempo

667

28,4

Relacionamiento

906

38,57

Distracción

1181

50,28

                

Finalmente, en la Tabla 9 se aprecia que el 76,25% de estudiantes tienen un sentimiento de satisfacción y la tendencia al bienestar como experiencia resultante del entretenimiento por internet.

 

 

 

 

 

 

Tabla 9: Sentimiento como resultado del entretenimiento por internet

Sentimiento

Frecuencia

Porcentaje de 2349

Satisfacción

1791

76,25

Frustración

131

5,58

Necesidad de continuar

567

24,14

Desafío

283

12,05

Culpabilidad

65

2,77

Indiferencia

112

4,77

 

Resultados de los indicadores de la variable: uso de internet para aprendizaje escolar.

Respecto a buscadores y web más utilizados, se observa en la Tabla 10, que para las consultas en internet el 85,36% de estudiantes buscan información a través de Google y un 25,88% utilizan el buscador Yahoo. La tendencia radica en utilizar el buscador más conocido y popular que le preste rapidez en la información.

Tabla 10: Buscadores utilizados para consulta

Buscador

Frecuencia

Porcentaje de 2349

Google

2005

85,36

Yahoo

608

25,88

Altavista

11

0,47

Hispavista

5

0,21

Nestcape

7

0,3

lycos

3

0,13

Índice

26

1,11

Terranetworks

4

0,17

Varios

285

12,13

                 

Como sitios web el 72,5% de estudiantes que utilizan Wikipedia, seguida por las web monografías.com y rincondelvago.com en un 19,88% y 18,69 % respectivamente. Ver Tabla 11. Este resultado indica el interés de los estudiantes por una página virtual que facilita la información y la inmediatez con la cual pueden conseguirla sin necesidad de salir de la página. 

 

 

 

Tabla 11.  Páginas web utilizadas en consulta

Web

Frecuencia

Porcentaje de 2349

Monografías.com

467

19,88

Rincón del vago

439

18,69

Wikipedia

1703

72,5

Centros de información

305

12,98

Libros con autores

261

11,11

Bibliotecas virtuales

431

18,35

Artículos especializados

222

9,45

                     

Sobre acceso y extracción de la información el 60,2% de estudiantes eligen la selección y copiado de contenidos del documento de internet, y el 39,8% realizan un análisis de la información antes de la extracción. De esta manera, en la Tabla 12 se indica que el 58.88% de estudiantes presentan los trabajos con información copiada por similitud y el 41,12% presenta la tarea escolar con la información organizada en resúmenes o ensayos. Esto implicaría que los estudiantes no han generado hábitos de asimilación sistematizada y organizada de información.

Tabla 12. Organización y estructuración de la información consultada en internet

Procedimiento

Frecuencia

Porcentaje

Estructura con lógica y sentido

966

41,12

Intégra contenidos copiados por similitud

1383

58,88

TOTAL

2349

100

                

A este resultado se le agrega que, respecto a la generación de expectativas de la consulta en internet, el 56,33% de estudiantes cumplen con la consulta por entregar la tarea y el 43,47% considera que puede aprender y tiene interés por conocer el tema consultado. Ver Tabla 13.

Es interesante apuntar que el 42,19% de estudiantes tienen una comprensión y asimilación muy general de la información consultada, el 38,74% tienen una comprensión muy clara y el 19.07% una comprensión muy simple. Ver Tabla 14.

 

 

 

 

Tabla 13. Generación de expectativas de la consulta en internet

Expectativas

Frecuencia

Porcentaje

Interés por conocer el tema

1021

43,47

Interés por cumplir el deber

1328

56,53

TOTAL

2349

100

                             Elaborado por: Autores

Tabla 14. Comprensión de la información consultada en internet

Nivel de comprensión

Frecuencia

Porcentaje

Comprensión muy clara

910

38,74

Comprensión muy general

991

42,19

Comprensión muy simple

448

19,07

TOTAL

2349

100

                      Elaborado por: Autores

Los ámbitos de consulta refieren exclusivamente a lo solicitado por el docente para cumplir con la tarea asignada. La Tabla 15 muestra que el 51,64% de la consulta es sobre las asignaturas de Ciencias Sociales, Geografía e Historia, seguido de un 50,7% de consulta en Ciencias Naturales y Biología. Según los datos presentados, las Ciencias Exactas tienen menor porcentaje de ingreso por consulta. Respecto a la frecuencia, el 46,79% de estudiantes consulta todos los días y el 66,58% lo hace hasta 2 veces por momento de consulta. Ver Tabla 16.

Tabla 15: Ámbitos de consulta en internet

Ámbitos

Frecuencia

Porcentaje de 2349

Matemática, física, química

757

32,23

Biología y CC. NN.

1191

50,7

Contabilidad y administración

375

15,96

CC. SS, geografía e historia

1213

51,64

Lenguaje e idioma

905

38,53

TIC´s

138

5,87

            

 

 

    

Tabla 16.  Frecuencia de ingreso a consultar por internet

Momento

Frecuencia

Porcentaje

Todos los días

1099

46,79

Fines de semana

369

15,71

Ocasionalmente

881

37,51

TOTAL

2349

100

                    

Sobre el origen de la referencia y necesidad de la consulta en internet la Tabla 17 muestra la tendencia hacia la utilización de este medio por la facilidad que presenta seleccionar y copiar información, los resultados indican que los estudiantes acceden a la consulta en internet por la facilidad para hacer las tareas con el 50,62%, seguido de un 24,44% que accede a la consulta por la exigencia del docente y el 13.67% tiene un interés personal por el tema.

Tabla 17. Origen de la preferencia y necesidad de consulta en internet

Fuente del interés

Frecuencia

Porcentaje

Facilidad para hacer un deber

1189

50,62

Exigencias de la tarea

574

24,44

Orientación del docente

265

11,28

Interés personal por el tema

321

13,67

TOTAL

2349

100

                

Paradójicamente a estos resultados, la Tabla 18 muestra que para el 60,92% de estudiantes la consulta en internet significa aprendizaje, es decir, tienen conciencia de la importancia de este medio para su formación académica, sin embargo, como se mencionó el interés es mínimo.

Tabla 18. Significación de la búsqueda de información en internet

Significado

Frecuencia

Porcentaje

Ser actual

188

8

Aprovechamiento del tiempo

657

27,97

Aprendizaje

1431

60,92

Indiferente

73

3,11

TOTAL

2349

100

                     

Finalmente, en la tabla 19 se observa que el 49,89% de estudiantes consideran que el hábito de consulta es el aspecto más importante que trae como consecuencia la satisfacción. El 36, 48 refiere a la importancia para el fortalecimiento del aprendizaje y el 33,55% cree que el aspecto relevante es el interés por el conocimiento.

Tabla 19. Aspectos de mayor satisfacción de las consultas por internet

Aspecto

Frecuencia

Porcentaje de 2349

Hábito de consulta

1172

49,89

Fortalecimiento del aprendizaje

857

36,48

Interés por el conocimiento

788

33,55

Dominio de la consulta

257

10,94

Indiferencia

80

3,41

 

DISCUSIÓN Y CONCLUSIONES

 

Desde el crecimiento y auge de las tecnologías de la información y comunicación, varias de las investigaciones realizadas sobre sus usos dan cuenta de los procesos de transformación que los nuevos medios informacionales están promoviendo principalmente en los adolescentes [3] [4] [5].

Por ejemplo, en 2016 se realizó un estudio sobre el nivel de acceso de internet en estudiantes de bachillerato en Ecuador. Entre los resultados más destacados está que “mientras los jóvenes tienen una alta capacidad de acceso a internet y a su uso operativo, suelen carecer de capacidad para aprovechar las posibilidades de Internet como un medio de expresión” [19].

La descripción de los resultados significa que los adolescentes estudiantes utilizan el internet para separarse de lo que se considera un aprendizaje formal y lo usan en función de sus intereses de grupo social y contemporáneo. El internet no está alterando los principios de socialización de los adolescentes, sino que integran la tecnología y los nuevos medios de información a su cotidianidad a partir de parámetros culturales existentes, marcando sus intereses relacionales con la misma tecnología [4]. Entre estos intereses está el de elegir el tiempo de ocio o entretenimiento, y el otro el de elegir el tiempo de aprendizaje formal. Si el tiempo de ocio es gratificante, más que el tiempo de aprendizaje, entonces se dará la tendencia hacia lo que ellos consideran productivo y satisfactorio.

Esta dicotomía en la decisión de priorizar el uso del internet se explica por el tipo de intervención, es decir, la inserción del internet en la vida de los adolescentes estudiantes actuales se dio de una manera natural, por lo que el acceso y utilización de información a través de las nuevas tecnologías de la información y comunicación se da de manera simultánea a su desarrollo físico y cognitivo, mientras que el uso del internet para el aprendizaje académico debe tener otro tipo de intervención, a partir de configuraciones tecnológicas y virtuales moldeadas y pensadas para la enseñanza.

Esta dinámica confirma lo plateado por Leontiev respecto a la asimilación del desarrollo de la cultura. Esto implica que los nuevos instrumentos exigen y crean nuevas capacidades, funciones intelectuales y comportamientos, mostrados en el uso de internet por parte de los adolescentes investigados.

La presente investigación, desde las evidencias de los resultados, se aproxima a tres conclusiones fundamentales.

Respecto a la intensidad y diversidad de uso de internet los adolescentes estudiantes del grupo investigado tienen una marcada preferencia del uso de internet para el entretenimiento porque sienten libertad: tienen facilidad de acceso, tienen muy poco control por parte de sus padres o maestros, sacia su curiosidad, los distrae de la vida cotidiana incluida su formación académica, y esto conlleva a un sentimiento de satisfacción y bienestar. Como dice Castells “el internet fue creado como un medio para la libertad (…) y presagia una nueva era de liberación” [10].

Respecto a la intensidad y diversidad de consulta para el aprendizaje, los resultados indican que los adolescentes estudiantes usan el internet como un mecanismo tecnológico, más no como un medio de comunicación académica, es decir lo manipulan mecánicamente como una fuente de consulta, pero no orientado al aprendizaje. Además, los datos evidencian que los estudiantes buscan facilidad, rapidez, inmediatez y generalización, produciéndose también un sentimiento de satisfacción cuando logran conseguir sus tareas o sus consultas escolares con estas características. Se evidencia que las páginas web consultadas no son propiamente educativas, sino enciclopedias virtuales con información generalizada y poco confiables cuya información no es verificada científicamente.

Respecto a la relación entre el uso de internet para el entretenimiento y el uso de internet para el aprendizaje, el índice o cociente muestra que el uso de internet por parte de los adolescentes estudiantes se centra esencialmente en el entretenimiento.

En conclusión, varios estudios regionales [3] [4] [5] [6], sobre todo en el caso del uso de internet de niños y adolescentes, se evidencia que la tecnología podría ser un medio de desarrollo de capacidades de aprendizaje significativo, pero utilizado como estrategia metodológica asertiva y adecuada a los contextos educativos regionales, locales y culturales [8]. Sin embargo, ¿qué tan preparado está el profesorado para asumir este reto?, y principalmente ¿qué tan preparada está la escuela/colegio para capacitar sobre la tecnología existente, el conocimiento de su funcionamiento y el desarrollo de competencias didácticas en la web 2.0?. Las respuestas a estas preguntas visibilizarían el acompañamiento a una nueva generación considerada ya como nativos digitales y en consecuencia su función de aprendizaje flexible, libre y autónomo. Como dice Castells, el saber utilizar correctamente el internet es una necesidad social e imprescindible [10].

FUENTES DE FINANCIAMIENTO

            La Investigación fue financiada por la Universidad Tecnológica Indoamérica, con recursos para investigación a través de convocatorias anuales.

DECLARACIÓN DE CONFLICTO DE INTERÉS

            Los autores declaran la no existencia de conflicto de interés alguno.

APORTE DEL ARTÍCULO EN LA LÍNEA DE INVESTIGACIÓN

            Este artículo aporta solucionar un problema de comprensión respecto al uso de las nuevas tecnologías de la información y comunicación y concretamente el uso del internet por parte de adolescentes, sin discriminar género, más bien en relación a la educación y la sociedad en general, principalmente en los procesos de enseñanza y aprendizaje dentro de una población específica, a partir de la cual, se deben abordar otras investigaciones.

DECLARACIÓN DE CONTRIBUCIÓN DE CADA AUTOR

            Eduardo Espín Álvarez, autor principal, aportó con la idea de investigación y la coordinación general del proceso investigativo con los estudiantes y en los diferentes cantones y colegios mencionados. Irina Freire Muñoz, co-autora, aportó con la organización de la información, investigación bibliográfica y redacción general del artículo.

REFERENCIAS

[1] Torres, R. Sociedad de la Información / Sociedad del Conocimiento. Recuperado en Agosto de 2017, de http://www.vecam.org/edm/article.php3?id_article=94

[2] CEPAL. Estado de la banda ancha en América Latina y el Caribe. 2017. Obtenido de https://repositorio.cepal.org/bitstream/handle/11362/43365/1/S1800083_es.pdf

[3] M. Castellana, X. Sánchez-Carbonell, J. Graner, y M. Beranuy Fargues. El adolescente ante las tecnologías de la informacón y la comunicación: internet, móvil y videojuegos. Revista Papeles del Psicólogo, Vol 28, núm 3, pp. 196 - 204. 2007.

[4] M. Albero. Adolescentes e internet. Mitos y realidades de la sociedad de la información.  ZER - Revista de estudios de comunicación, Vol 7, núm 13, pp. 1 – 8.  2002.

[5] C. Naval, Ch. Sábada, y Bringué. Los lenguajes de las pantallas. Impacto en las relaciones sociales de los jóvenes y retos educativos. Barcelona: ICE UBE,  2003.

[6] P. Amorós, M. Buxarrais y F. Casas. La influencia de les tecnologies de la informació i comunicació en la vida dels nois i nois de 12 a 16 anys. Observatorio de la Infancia y la Familia. 2002. Disponible en: http://www.ciimu.org/cast/publicacions/index.phtml

[7] Instituto Ecuatoriano de Estadísticas y Censos. Tecnologías de la Información y Comunicaciones (TIC´S) 2016.

 

[8] X. Bringué. La generación interactiva en Ecuador: Niños y adolescentes ante las pantallas. Universidad de Navarra: MINTEL, 2011.

[9] M. Martin, C. Erausquin. Teoría de la actividad y modelos mentales. Instrumentos para la reflexión sobre la práctica profesional: Aprendizaje expansivo”, Intercambio cognitivo y transformación de intervenciones de psicólogos y otros agentes en escenarios educativos. Anuario de Investigaciones, Vol lV, Buenos Aires, pp. 109 – 124. 2008.

[10] M. Castells. La era de la información. Economía, Sociedad y Cultura. Barcelona: Siglo XXl. 2002.

[11] I. Tubella y J. Vilaseca. Sociedad del Conocimiento: Cómo cambia el mundo ante nuestros ojos. Barcelona: UOC. 2005

[12] M. Castells.  La era de la Información: Economía, sociedad y cultura. La sociedad Red. México: Siglo XXl, 1999.

[13] UNESCO. Hacia las sociedades del conocimiento. Paris: Ediciones UNESCO, 2005.

[14] D. Hernández, A. Ramírez y Daniel Cassany. Categorizando a los usuarios de sistemas digitales. Revista de Medios y Educación, núm 44, pp. 113 - 126. 2014.

[15] C. Garitoanandia, E. Hernández y J. Oleaga.  Las tecnologías de la información y de la comunicación y su uso por los niños y adolescentes. Revista Doxa, núm 3, pp. 45 - 64. 2014.

[16] R. Igarza. Burbujas de ocio: nuevas formas de consumo cultural. Buenos Aires: La Crujia, 2009.

[17] R. Hernández, C. Fernández, M. Baptista. Megtodología de la Investigación. México: Mc Graw Hill. 2010.

 [18] B. Martínez. Estadística básica aplicada, Ecoe Ediciones. Bogotá, 2011. Consultado en: https://books.google.com.ec/books?hl=es&lr=lang_es&id=tKQwDgAAQBAJ&oi=fnd&pg=PP6&dq=t%C3%A9cnicas+de+muestreo+no+probabil%C3%ADstico+cuantitativa+%22por+conveniencia%22&ots=MgSHVgCfyK&sig=YACEskvLG4rrUgW0U6eTNMNZo_c#v=onepage&q&f=false

[19] D. Mendoza, R. Tirado e I. Marín. Niveles de acceso a internet de los estudiantes del bachillerato en Ecuador. Revista Chasqui, núm 134, pp. 391 - 410. 2016.

 

 

 

NOTA BIOGRÁFICA

Descripción: C:\Users\UTI\Desktop\IMG-20180620-WA0011.jpeg

Efraín Eduardo Espín Álvarez. ORCID ID  https://orcid.org/0000-0003-4098-801X  Es investigador de la Universidad Tecnológica Indoamérica. Obtuvo un título  de Ingeniero Agrónomo en la especialidad de Desarrollo Rural. Tiene una maestría en Docencia Universitaria e Investigación Educativa y un Diplomado Superior en Gestión de Proyectos de Ciencia y Tecnología. Su línea de investigación es en educación, tecnología y procesos de enseñanza en educación a distancia. Actualmente es docente investigador en la universidad Tecnológica Indoamérica en Quito – Ecuador.

 

foto Irina Freire 2018

 

 

 

 

 

Irina Freire Muñoz. ORCID ID  https://orcid.org/0000-0002-7651-3801  Es docente e investigadora de la Universidad Tecnológica Indoamérica Sede Quito. Obtuvo su licenciatura en Comunicación Social con especialidad en desarrollo, un Diplomado Superior en Investigación Socio Educativa y una Maestría en Comunicación. Su línea de investigación está enfocada en temas de comunicación, género y educación. Ha participado como ponente en diversos Congresos y Seminarios nacionales e internacionales y ha publicado sus investigaciones en revistas indexadas en Latindex y Scopus.

 

 

CC BY-ND

Esta obra está sujeta a la Licencia Reconocimiento-SinObraDerivada 4.0 Internacional de Creative Commons. Para ver una copia de esta licencia, visite http://creativecommons.org/licenses/by-nd/4.0/ o envíe una carta Creative Commons, PO Box 1866, Mountain View, CA 94042, USA.